fbpx
Skip to content
Policiales

Tragedia: Mueren calcinados una madre y sus tres hijos

Una joven madre de 23 años y sus hijos pequeños, de ocho meses, 4 y 5 años de edad, murieron asfixiados y calcinados. Se analiza si hubo un cortocircuito con una estufa y que podría haber desatado el incendio a primera hora de este jueves.

El Intenso Fuego Arrasó Con La Humilde Vivienda.

Un feroz incendio en una vivienda de Moreno, Buenos Aires, dejó 4 fallecidos. Una madre identificada como Priscila de 23 años y sus tres hijos menores murieron calcinados. Uno era un bebé de apenas 8 meses.

El trágico hecho ocurrió en la mañana del jueves en el barrio Rififí, en una casa de la calle San Pablo entre Alberdi e Yrigoyen. Los bomberos intentaron en vano salvar a las víctimas atrapadas por las intensas llamas que arrasaron la precaria vivienda.

La madre y sus hijos murieron asfixiados y calcinados dentro del hogar consumido por el fuego voraz. El mayor de los niños tenía 5 años, otro 4 años y el bebé 8 meses. La abuela materna y un tío resultaron heridos al tratar de auxiliarlos.

Un testigo dijo que la brutalidad de las llamas «no les dio tiempo a nada». El siniestro habría sido causado por un cortocircuito de una estufa, pero se investiga. Intervinieron Defensa Civil, Policía Científica y bomberos de Moreno ante la tragedia.

Testigos

Los vecinos escucharon los gritos y pedidos de auxilio provenientes de la vivienda. Cuando llegaron los bomberos, las llamas ya habían consumido la mayor parte de la precarias construcción. No pudieron hacer nada para salvar a la joven madre y sus hijos.

«Fue una escena dantesca, con los cuerpos calcinados entre los escombros humeantes», relató conmocionado uno de los oficiales que trabajó en el lugar. Los forenses trabajaron para identificar los cuerpos carbonizados de las víctimas.

Los heridos, la madre y el hermano de Priscila, fueron trasladados al hospital local con quemaduras graves en distintas partes del cuerpo. Permanecen internados fuera de peligro.

«No llegamos a tiempo para sacarlos, las llamas no nos dejaban entrar», lamentó el hombre entre lágrimas.

El barrio amaneció conmocionado por la tragedia. Los vecinos realizaron una vigilia en memoria de Priscila y sus pequeños. «Eran muy humildes, no tenían recursos.

Es una desgracia enorme», dijo una mujer entre sollozos. La investigación continúa para determinar las causas del voraz incendio.

Compartir con amigos o grupo de WhatsApp
¿Qué te parece esta noticia?
Me gusta
0%
Me gusta
Me encanta
0%
Me encanta
Triste
100%
Triste
Me enfada
0%
Me enfada
Me da Alegría
0%
Me da Alegría
Me asombra
0%
Me asombra
Otros han leído
Volver arriba
Buscar